El papel de los zoológicos modernos en la conservación

A lo largo de la historia de nuestro planeta se han presentado seis extinciones masivas, desde hace 10 mil años se registró el inicio de la sexta, la única causada por el desarrollo no sustentable del ser humano. Se cree que cada día se extinguen 250 especies, incluso algunas de ellas todavía no las conocemos.

 

Se calcula que varios centenares de millones de personas visitan cada año un zoológico o acuario. Esta cantidad de visitantes permite a las instituciones cumplir con uno de sus objetivos principales, la educación para la conservación. Sin embargo, los zoológicos sólo pueden cumplir con su tarea educativa si la fauna que albergan se mantiene en condiciones óptimas de bienestar y sus instalaciones en constante modernización.

 

 

Es urgente que los zoológicos y acuarios evolucionen a centros de rescate, rehabilitación y conservación, por lo que sus objetivos deben cambiar para convertirse en espacios que despierten fascinación por la fauna en todos sus visitantes, y con ello promover su cuidado, respeto y protección.

 

El mundo ha cambiado, las redes sociales y la comunicación acelerada han causado un despertar en la población, eso a su vez presiona a los zoológicos para modernizarse y asumirse como educadores y científicos que toman un papel líder en las tareas de conservación; para constituirse como potentes herramientas para frenar la preocupante extinción de especies prioritarias. En pocas palabras tienen una opción, forjar una nueva identidad y un nuevo propósito, o desaparecer.

 

Los zoológicos y acuarios modernos disponen de personal experto al cuidado de su colección faunística y están interconectados de manera global, por lo que pueden jugar un rol primordial a la hora de promover la cooperación en conservación a escala mundial. Su permanencia es determinante para salvar especies que hoy en día estarían extintas sin su existencia, como el León de Berbería,  el Lobo Gris Mexicano y el Cóndor de California, entre muchas otras.

 

Por todo lo anterior, a sus 38 años el Parque Ecológico Zacango se encuentra en total modernización; con una inversión que supera los 200 millones de pesos, recurso destinado específicamente al bienestar de la fauna. Aunado a esto, desde hace un par de años trabaja en apego a los mayores estándares internacionales de manejo de zoológicos, lo que permite la protección de especies al contribuir con la historia de la conservación.

 

Es por eso que a partir de julio de 2018 forma parte de la Asociación Latinoamericana de Parques Zoológicos y Acuarios (ALPZA), un organismo que incluye a las más prestigiosas e influyentes instituciones zoológicas de la región. Es una plataforma cuya misión es promover el desarrollo integral de sus miembros e inspirar para obtener el mayor impacto en conservación de la biodiversidad, al integrar los esfuerzos latinoamericanos para cumplir con los objetivos de conservación global.

 

ALPZA cuenta con 76 miembros de 26 países, apoya muchos programas de conservación, 12 de ellos certificados; así se ayuda a 121 especies.

 

Interesado en continuar con las mejoras, en octubre del año pasado el Parque Ecológico Zacango levantó la mano para inscribirse al programa de acreditación de la asociación. La acreditación ALPZA viene acompañada de muchos beneficios y oportunidades de más mejoría, además de aprovechar el conocimiento de expertos en la materia y garantizar que se cumple con los mayores estándares latinoamericanos en aspectos como seguridad, salud y bienestar de los animales, educación para la conservación, preservación y sustentabilidad. Otorga también credibilidad al parque y constata que es una instancia moderna que cumple con los más altos estándares de calidad.

 

Así fue como después de la inspección de expertos de distintos zoológicos y una revisión exhaustiva, Parque Ecológico Zacango recibió el pasado 5 de mayo de este año la acreditación, lo que le coloca como uno de los cuatro zoológicos a nivel nacional que cuentan con la distinción, el único de carácter gubernamental y el décimo segundo en América Latina.

 

Hoy en día Zacango es un ejemplo claro de esfuerzo, compromiso, responsabilidad y pasión, que tiene la esperanza de inspirar a otros zoológicos pues reconoce como una realidad que muchas instituciones zoológicas en el mundo se han quedado rezagadas. Es un parque empático con la población y sus dudas sobre los procesos de operación de ciertos zoológicos, sin embargo, como en todas las industrias en este sector también existen buenas y malas instituciones, al apoyar a un zoológico moderno y acreditado se apoya directamente la conservación, la salud y el bienestar de las especies.

 

Una de las principales metas de Parque Ecológico Zacango es proteger y cuidar la naturaleza. Promueve la conservación y bienestar de sus huéspedes y es una segunda oportunidad para cientos de animales rescatados del tráfico ilegal o del maltrato, más de la mitad de su colección faunística se integra por este tipo de animales.

 

La familia Zacango, trabaja arduamente para brindar un excelente servicio a sus visitantes y mejor calidad de vida a los más de 740 ejemplares de 149 especies; también pretende inspirar al público para proteger y conservar el planeta con la guía de su lema, “Pasión por la Conservación”.

 

Anna Sofía Manzur García Maass (México)

Licenciada en Psicología por la Universidad Iberoamericana.

Directora General de la Comisión Estatal de Parques Naturales y de la Fauna del Gobierno del Estado de México.

sofimanzur@icloud.com, @sofimanzur87 (Instagram)

Please reload

Artículo de la semana

La deuda urgente del gobierno con el sistema penitenciario

1/1
Please reload

Artículos recientes
Please reload

Secciones
Archivo