Econometría Deportiva

En las disciplinas auxiliares del deporte se encuentra la econometría. La relación de la economía y el deporte se rige por directrices y metodologías econométricas de carácter internacional. Cómo se analiza desde nuestro país. La econometría deportiva se ocupa de la aplicación de métodos estadísticos a la economía en el campo del deporte (Sarriko-on, 2009).

 

Las variables macroeconómicas de los eventos deportivos muestran un entorno deportivo global que deben analizar desde diversas vertientes, entre ellas el gasto o beneficio para la ciudad sede, por llamarse de alguna manera, de los grandes eventos: campeonato mundial de futbol, juegos olímpicos, juegos panamericanos, entre otros, forman parte del “escaparate de la fama mundial donde se dice reportan grandes beneficios en términos económicos y de liderazgo político”.

En México se ha vivido lo excelso de estos grandes acontecimientos en carne propia: Juegos Olímpicos de 1968, Copa del Mundo de Futbol 1970 y 1986, Juegos Panamericanos Guadalajara 2011, por citar algunos. Las experiencias en los costos nos han heredado repercusiones económicas relevantes.

Ante este escenario, estimados lectores, debemos tener presente que para 2013 se estima un crecimiento economico del 3.8% en nuestro país, a diferencia del 2.4% de la economía mundial. Aunque para salir de los dos mayores rezagos, el desempleo y la pobreza, la economía mexicana tendría que crecer a un ritmo de 6%, según la Organización de Naciones Unidad (Gazcón, 2013).

Entonces, ¿a qué tipo de factores se enfrenta un gobierno para proponer una ciudad sede de un evento de esta magnificencia? ¿Qué tanto toma en cuenta una ciudad a sus gobernados? Seguramente estamos refiriéndonos a una transformación de la ciudad organizadora, porque en el movimiento económico del deporte seguro existen pros y contras.

¿Qué no nos dicen los organizadores de este tipo de escenarios deportivos? ¿Cuál es el nivel de endeudamiento que la ciudad sede ha adquirido, a cuántos años, quién pagará, cómo se financia? El objetivo es claro notablemente, al menos para la “Organización de las Naciones Unidas que anuncia al deporte como instrumento de desarrollo de los pueblos” (Organización de las Naciones Unidas, 2013).

Ahora bien, el poderío económico de un país se asocia notablemente con el medallero y el nivel de desarrollo económico de la ciudad sede, al menos en lo general. Evidentemente el movimiento económico alrededor de un evento deportivo en una ciudad va más allá del momento de la celebración, pues su repercusión puede superar una década o puede durar entre 7 y 17 años (Sanz, 2003), tomando en cuenta uno y otro periodo de gobierno o como referencia el periodo anterior de preparación y el posterior.

Recordemos que los Juegos Olímpicos de 1968 dejaron un impuesto federal desde 1962 con tributo de cada estado conocido por casi 3 generaciones (la tenencia). Con respecto al costo, “los gastos de la XIX Olimpiada, que sumaron 2 mil 198 millones 800 mil pesos, como señala el reporte financiero final del Comité Organizador de los Juegos Olímpicos”. (Arvizu, 2008). La misma situación se vivió en Guadalajara 2011 con una “deuda millonaria tras los juegos panamericanos” (Deporte y más. com, 2012). Carlos Andrade Garín, titular del Comité Organizador de los Juegos Panamericanos de Guadalajara (Copag), anunció que tendrían un costo de 6 mil 231 millones de pesos.

Los contra indican deuda pública, debacle financiero de un municipio, un estado o de una nación. Este es el caso de Atenas, Grecia, pues los Juegos Olímpicos de 2004 fueron un factor que agravó la crisis financiera nacional a pesar de que el presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Jacques Rogge, mencionó “injusto” vincular la crisis de deuda con los juegos. Éste sostiene que Atenas sigue cosechando beneficios de la reforma de sus sistemas de transporte e infraestructura. Éstas son cosas que dejan un legado muy bueno a la ciudad pues hubo inversión. La construcción de un aeropuerto nunca es gratuita, dijo el presidente.

 

Observemos que los beneficios son la construcción o remodelación de instalaciones, construcción y remodelación de vías públicas (aeropuertos, carreteras, accesos en general), mejoras en redes de transporte, aumento en la capacidad hotelera, creación de puestos de trabajo, expansión de la práctica deportiva, aumento del turismo, aumento en la inversión privada en el deporte y el desarrollo de la cultura del patrocinio deportivo. También los beneficios sociopolíticos como democratización, tolerancia política, planes de promoción deportiva en países menos avanzados, búsqueda de equilibrio competitivo, relación internacional, intercambio cultural (Sanz, 2003).

Con estos factores la econometría se perfila como otra rama auxiliar del deporte que debe aportar una valoración de beneficios potenciales, que derivan de un comportamiento económico mundial, y de inconvenientes y gastos excesivos.

Lo cierto es que el impacto de organizar un gran evento deportivo varía de acuerdo con la dimensión y nivel de desarrollo de una ciudad sede. Por tanto, la inmensa cantidad de ciudades y países que aspiran a convertirse en sede de eventos deportivos deberán analizar el costo-beneficio del riesgo que representa el superávit o el déficit, evitando la fiebre olímpica (Zimbalist, 2010), y así analizar y examinar con toda calma sus metas de país a largo plazo. Por ahora esperemos los resultados de Río de Janeiro 2016.

 

Fuentes consultadas
 

Arvizu, J. (2008, 26 de diciembre) “Tenencia: lastre del 68”. El Universal. Recuperado de de http:// www.eluniversal.com.mx/nacion/164729.html
Deporte y más.com (2012). Página de noticiero deportivo, htpp://www.deporte.com/ nacionales/6228
Gálvez Ruiz, P. (2011). http://riuma.uma.es
Gazcón, F. (2013). http://www.imagen.com.mx
Organización de las Naciones Unidas (2013).
Página principal de la ONU, http://www.un.org
Sanz, V. A. (2003). Organización y gestión de actividades deportivas. En V. A. Sanz.
Barcelona: INDE.
Sarriko-on (2009). Página de almacenamiento de documentos de la Universidad del País
Vasco, http://www.sarriko-online.com/cas/ fichas/2009/08-09.pdf
Zimbalist, A. (2010). htpp://www.imf.org

etiquetas:

Please reload

Artículo de la semana

COVID-19 y el nuevo orden mundial

1/1
Please reload

Artículos recientes
Please reload

Secciones
Archivo