Breve Reflexión sobre nuestra Responsabilidad Ciudadana

02/05/2011

En una sociedad tan versátil nuestros intereses, necesidades, pensamientos, conocimientos y luchas también se van transformando aunque no siempre a la misma velocidad.

 

Vivimos en una sociedad con cambios significativos de todo orden: políticos, económicos, sociales, culturales, ambientales, entre otros. Sin embargo, da la impresión que los cambios ni son iguales ni tocan igual a todos los habitantes. Parecemos ajenos, incluso, a la toma de decisiones generales en tanto vivimos en condiciones de desigualdad e inequidad entre nosotros. Basta observar un no resuelto deterioro en la calidad de vida de los habitantes en general. Lamentable.

 

Ahora bien, mucha de nuestra realidad está determinada por las decisiones que se toman a nivel político. Hoy por hoy podemos celebrar el hecho de ser ciudadanos, de tener voz y voto en los procesos de elección popular que marcan y determinan nuestros modos de vivir. Nuestra responsabilidad política es, no sólo conocer nuestra realidad, observarla con cuidado, analizarla, dar cuenta de ella; es también tomar partido por lo que a nuestros intereses personales y colectivos respecta. Es tomar la voz personal, hacerla resonar con las demás voces, consensuar nuestras necesidades, observar las posibilidades y elegir para el bien común. Es legitimar la voz, ser portavoces todos y elegir. Es nuestro derecho.

 

Actualmente podemos festejar que existen procesos donde nuestra voz puede volvernos partícipes de las elecciones políticas, que es nuestra responsabilidad como ciudadanía y, por ende, podemos tener representatividad en los procesos de elección… y como resultado, que sea esto lo que determine nuestras vidas para bien y para el bien común.

 

 

Please reload

Artículo de la semana

El humano y la naturaleza: una verdad incómoda

1/1
Please reload

Artículos recientes
Please reload

Secciones
Archivo